O camiño do ingles, Ferrol.

 

El pasado miercoles tras visitar Fevino decidimos ir a cenar algo a Ferrol. Mi buen amigo Manuel sugirio que fuesemos a un local del que me hablo varias veces, O camiño do ingles. Se trata de un pequeño y acogedor restaurante que apuesta por la cocina de mercado. Es una opcion que me gusta ya que la carta es dinamica y varia segun lo que tengamos en nuestras plazas de abastos lo cual te incita a volver para ver con que te sorprenden.O Camiño do Ingles. Tras sentarnos y ojear la pizarra en la distancia la ambale camarera nos dijo que nos traia la carta, y efectivamente descolgo la pizarra la trajo a la mesa.carta camiño inglesMientras esperabamos nos sirvieron un pincho de pan pizza para hacer amena la espera.Pan pizzaEmpezamos a atacar con pulpo, berza rizada y panceta (14€). El plato desde luego es sorprendente, el pulpo va envuelto por la panceta y por la berza creando en la boca un contrast de sabores peculiar. Un contraste mar y tierra. Como unico pero nuestro plato iba un poco más cargado de sal de lo recomendable cosa que hicimos saber a Dani el chef, el cual amablemente agredecio el comentario para las siguientes comandas.Pulpo, berza rizada y pancetaSeguimos con el pincho con el que participan en el concurso de tapas de Ferrol, escabechina de xurelo (2€), consta de un xurelo troceado sin espinas, cebolla roja y guindilla en un escabeche clásico.Escabechina de xureloLas alitas con crema de patatas y cebolla caramelizada (9€), la carne estaba en su punto y la crema tenia un sabor muy delicado como contrapunto al tostado de las alitas con cierto recuerdo a una suave bechamel.Alitas con crema de patata y cebolla caramelizadaY como fin de tapeo unos originales canelones de conejo con espinacas y almendras (12€), la pasta estab en su punto de coccion optimo, me molesta tomar unos canelones y que la pasta este tostada y dura. Y el relleno con los matices de la aromatica carne de conejo, el amargo de la espinaca y ese toque especial de la almendra. Muy buenos.Canelones conejo, espinacas y almendras.

Para los postres nos dejamos guiar por Chef y nos sorprendio con un arroz con leche “natillado” y una bica de Trives.

El arroz con leche tenia un toque como a natillas , de hecho el color era similar y todo  espolvoreado con una extraordinaria canela rallada directamente de la rama, nada de canela en bote del Lidl.Arroz con lecheY la bica de Trives consiste en un dulce a base de huevos y nata principalmente con una textura similar al flan de queso y caramelizada en su parte superior al estilo de la crema catalana. Dani nos conto que estaba aromatizada con una especia muy curiosa que le da un toque unico pero no voy a desvelar su secreto, je je. Personalmente fue el postre que mas me gusto de los dos.Bica de TrivesY hablamos de la bodega, tiene las referencias suficientes para satisfacer a cualquier amante del vino, con la peculiaridad de que estan las botellas detras de la barra con sus precios rotulados y tu escoges. Para la ocasion nos decidimos por un mencia de Monterrei ligero que maridaba estupendamente con la selección de platos, Crego e Monaguillo (13€) . Os lo recomiendo ya que es un vino ligero y facil de beber con buenos aromas en nariz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *